Plagas con la llegada del verano

Cuando llega del calor todos los insectos reanudan su actividad y nos hacen sentir su presencia. Durante el invierno muchos de ellos, se refugian en las partes más cálidas de las casas, otros se esconden bajo tierra. Con el aumento de las temperaturas, crece significativamente la población de plagas de cucarachas, moscas y hormigas y los roedores, entre otras, en los espacios habitados por el hombre.
La primavera aporta calor y humedad, factores indispensables para el desarrollo de los
insectos. Empiezan las primeras cucarachas, primero dentro de las casas y cuando suben las temperaturas van saliendo hacia el exterior de los alcantarillados a la vía pública.
Los especialistas en Control de Plagas y Sanidad Ambiental recomiendan incrementar las medidas de prevención y control que garanticen la seguridad alimentaria, tanto en los particulares, como en los públicos (restaurantes, cafeterías, bares, hoteles, etc.) con el objetivo de evitar intoxicaciones o enfermedades de transmisión alimentaria, también conocidas como “toxiinfecciones alimentarias”, producidas por la ingestión de alimentos contaminados.

Comments are closed.